Barra de vídeo

Loading...

domingo, 30 de octubre de 2016

ADA FALCÓN POR SERGIO WOLF.....CINE


Ada Falcón
, un enigma que no tiene fin
La historia de la cantante de tangos vuelve a convocar, como un misterio insistente, al director
Sergio Wolf, que ahora presenta Viviré con tu recuerdo
El espíritu detectivesco de Sergio Wolf ya había aflorado en Yo no sé qué me han hecho tus ojos (2002), el notable documental que descifraba algunos de los enigmas que rodearon a la figura de la singular cantante de tangos Ada Falcón, a la vez que abría nuevos interrogantes sobre ese personaje tan particular que en la década del 40 repentinamente abandonó una carrera en ascenso para recluirse en una comunidad religiosa alejada de las luces de la ciudad.
Esa misma inclinación impulsó de algún modo la realización de El color que cayó del cielo, otra muy buena película centrada en una intriga a revelar. El hallazgo casual de material bruto de la entrevista original a Ada Falcón para aquel film tanguero codirigido por Lorena Muñoz, ahora mucho más conocida que en ese entonces por su trabajo como directora de Gilda, no me arrepiento de este amor, actual boom de taquilla en la Argentina, decidió a Wolf a obstinarse en una nueva búsqueda. Esta vez la incógnita es un audio perdido. Qué dijo la veterana entrevistada en un fragmento de una charla de tono intimista que Wolf mantuvo con ella hace unos quince años y que había quedado fuera de Yo no sé qué me han hecho tus ojos. Está la imagen, falta el sonido. Y en Viviré con tu recuerdo, que se estrena mañana, Wolf se propone con firmeza encontrarlo: habla con otro cineasta (Edgardo Cozarinsky, siempre sagaz y atildado), revisa el material decenas de veces, recurre a la ayuda de especialistas en lectura de labios...

Con esa austera premisa construye una película atrapante que, además, revaloriza la materialidad y la artesanía del cine con algunos pasajes de inusitada poesía visual. ¿Ahora sí está definitivamente cerrada la historia con Ada Falcón? "Nunca se sabe -dice el crítico y ex director del Bafici-. Hasta acá está cerrada, pero algo puede llegar a abrirla nuevamente."
Y continúa: "Ahí está lo problemático y lo imprevisible de trabajar con materiales de lo real. Yo había contado la historia de Campo del Cielo y del meteorito El Chaco, el segundo más grande del mundo, en El color que cayó del cielo. Y hace un mes uno de los personajes encontró un nuevo meteorito, que desplazó de ese lugar al que yo había incluido en la película".
-Con la perspectiva que te facilita el paso del tiempo y las dos películas terminadas, ¿qué es lo que más te impactó de Ada Falcón como personaje?
-Su decisión de abandonar éxito y dinero y de congelar el tiempo.
-Esta nueva película es sobre Ada, pero también sobre asuntos relacionados con el lenguaje cinematográfico. ¿De entrada lo pensaste así?
-Más que sobre ella en especial, en todo caso es una película sobre cómo el cine piensa y construye sus personajes. La materialidad de los procesos -incluidas las reflexiones del cineasta, de las que el espectador normalmente ni se entera- estaba en el centro de la película, porque el disparador es a la vez narrativo y concreto: se trata de descubrir cómo reponer los sonidos a las imágenes que han quedado privadas de ellos.
-Vos no recordás nada de lo que ella dijo en esa entrevista de la que falta el audio. ¿Alguna teoría al respecto?
-Me parece que el segundo encuentro con Ada sepultó al primero. Y al mismo tiempo, de recordarlo, sería siempre algo subjetivo e incomprobable. Y Viviré con tu recuerdo busca descifrar las palabras que dijo Ada, no sólo el sentido.
-Cambiamos de tema. ¿Qué opinás del nuevo plan de fomento del Incaa?
-No leí el plan en detalle, pero en una primera mirada general creo que el fomento a proyectos en desarrollo y a óperas primas es un avance importante.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.